La responsabilidad social corporativa

Responsabilidad Social Corporativa

No hace mucho tiempo leí del presidente de una gran empresa qué, “La RSC no es un truco de marketing usado para decorar la apariencia de una Compañía. Debe verse reflejada en la cultura del día a día que impregna a toda una plantilla”. Y esto es porque el conjunto de los valores que promueven las acciones de la RSC deben ser apoyados por todos los integrantes de una organización y no suponer algo impuesto por la dirección.

La Responsabilidad Social Corporativa es la forma en que las empresas, mediante el desarrollo de su actividad, impactan sobre el entorno que les rodea: clientes, proveedores, empleados, accionistas, usuarios, medioambiente y en general, sobre toda la sociedad, cumpliendo rigurosamente por un lado con la legislación establecida, y por otro, realizando acciones voluntarias para mejorar la calidad de vida de sus empleados, de las comunidades en las que opera y de la sociedad en su general.

Responsabilidad Social Corporativa  es, desde un punto de vista empresarial, la gestión responsable de las empresas vista desde un componente ético, y lo aplican aquellas  compañías que quieren combinan la actividad empresarial basada en la rentabilidad, con actuaciones éticas, el cumpliendo la Ley y el desarrollo sostenible de sus acciones.

Según el Observatorio de la Responsabilidad Social Corporativa, los 5 principios que deben regirla son:

  • El cumplimiento de la legislación.
  • Su carácter global: Afecta a todas las áreas de negocio de una empresa y de sus participadas, y a todas las áreas geográficas donde se desarrolla la actividad.
  • Comporta compromisos éticos objetivos que se convierten en obligación para quien los contrae.
  • Se manifiesta en los impactos que genera la actividad empresarial en el ámbito social, medioambiental y económico.
  • Se orienta a la satisfacción e información de las expectativas y necesidades de los grupos de interés.

Como conclusión, la Responsabilidad Social Corporativa es una herramienta que sirve para aminorar los impactos negativos que las empresas causan sobre su entorno y debe, así mismo, maximizar todos aquellos aspectos que son positivos. Es en definitiva, tal y como la describe la Comisión Europea, “la responsabilidad de las empresas por sus impactos en la sociedad”.

Anuncios

Un Comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s